Los Médicos y Juramento Hipocrático o Juramento de Hipocresía.



Fueron muy graves las acusaciones del Ministro de Salud Pedro García, en la polémica del día de ayer sobre la reciente licitación de insulina hecha por la Central Nacional de Abastecimientos (Cenabast) y que fue otorgada al Laboratorio Pentafarma, quien importa la insulina "Wosulin" desde India.


Las acusaciones de que alguien recibe, cenas, computadores, viajes, cursos, etc., dejan mucho que decir de la ética y la salud hoy en día es un verdadero negocio de compensaciones y jugando con la vida humana. Entonces cuando un medico llega a su termino los estudios tengo entendido hace un juramento.


El juramento profesional, el primero de los cánones perpetuos de la decencia médica, era impuesto por el Padre de la Medicina a todos los discípulos de la Escuela de Coos; y por su inalterable magnificencia, por su elevada idea de la dignidad médica, por su augusto concepto de la moral, ha llegado hasta nuestros días como hereditaria reliquia merecedora de sacrosanta veneración, y, con recuerdo imperecedero a su memoria, a situado al Viejo Maestro en la pináculo de la prasología médica.


El Juramento Hipocrático, catecismo del ejercicio de la medicina, es de tal intrínseca grandeza, que no ha tolerado ni la más ligera modificación en todo su recorrido por el Universo a través de cien generaciones. Orgullosa puede sentirse Grecia de haberle dictado al mundo, valiéndose de su gran Hipócrates, las normas de la ética profesional.


Señor ministro sea mas explicito, sobre quien acepta y hace uso de estos regalos, porque lo que usted indico es muy grave, y da para pensar que los remedios en Chile son caros porque hay que pagar los regalos indicados por usted.



Para los médicos debe ser muy triste hacer un juramento, tras largos años de estudios y después con el tiempo ese mismo juramento es borrado con el codo, total las palabras de buena crianza se las lleva el viento, debe ser muy triste no ser capaz de cumplir una promesa, por regalos materiales.



Espero que la denuncia que realizo el ministro, se de a conocer un verdad desconocidas por muchos, donde la salud es un verdadero negocio para unos pocos y que lo único que les interesa es mantener a la gente enferma.




Pablo Ramírez Torrejón (PD)


]]>